En un operativo coordinado, cerca de 200 elementos de la Policía Estatal y Municipal de Querétaro resguardaron a los 5 mil asistentes al encuentro deportivo en el estadio Corregidora, en conjunto con personal de la Fiscalía General del Estado, Protección Civil, Bomberos, Servicios Prehospitalarios, Inspección al Comercio y Espectáculo y Seguridad Privada.

Gracias a esta acción interinstitucional, las corporaciones de seguridad implementaron acciones de prevención antes, durante y después del partido de fútbol, tanto al interior como al exterior del estadio Corregidora, para garantizar un ambiente familiar y de tranquilidad para los asistentes.

Durante este encuentro, se registró un saldo blanco.