Resultado de la oportuna denuncia ciudadana realizada mediante el número único de emergencias 9-1-1 y del despliegue operativo del personal policial del municipio de Querétaro, se logró ubicar un automotor que acababa de ser robado y se aseguró al presunto responsable.